Los libros imposibles. Biblioteca Joan Triadú, Vic.

Es el fruto de años girando alrededor del asunto de los libros, la filosofía, la poesía, la pintura.

En esta biblioteca los libros versan sobre asuntos humanos y estados de ánimos, pero no se dejan leer con facilidad, sólo quieren ser vistos.

El libro como objeto sale al encuentro del lector para seducirlo con su forma, para recordarle todas las posibilidades que encierra. Se trata de recuperar la complejidad del objeto en una época en que nuestro interés por el texto elude a la forma.

Es por ello, que invito a estos lectores apasionados a mirar, soñar o suponer un texto en estos libros entre los que hay reflexiones y maneras expresivas que, con toda intencionalidad, rehúsan a la palabra, pero a cambio usan el color, las texturas, el espacio.

Este proyecto ha sido hecho durante algunos años en los que he querido escribir de otra manera, es así que encontraréis algún pergamino multicolor, un libro que quiso ser leído en contra de su voluntad (de libro), planos con sugerentes recorridos no se hicieron de ese modo, recopilatorios de rutas orográficas estivales y ese minúsculo manual escrito por un ángel antes caer. También hay dos libros de porcelana cuya fragilidad sólo refleja parte de su contenido y un libro de cuyo tema se adapta perfectamente al tacto.

Cabe mencionar el inestable volumen que describe la vuelta a casa.

Reseña de la Exposición «Los libros Imposibles» por Jordi Vilarrodà

Para leerlo abre la imagen.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *